domingo, marzo 3

Más de 200 cisternas están varadas por bloqueos, YPFB garantiza despacho de 2,5 millones de litros de combustible para La Paz

 Más de 200 cisternas con combustibles se encuentran varadas en las carreteras a causa de los bloqueos instigados por Evo Morales y Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) garantizó el despachó de 2,5 millones de litros este miércoles para los surtidores de La Paz.

“Tenemos más de 200 cisternas varadas en diferentes lugares; sin embargo, el trabajo de YPFB es ingresar mayor cantidad de combustibles al país”, informó el presidente ejecutivo de la estatal petrolera, Armin Dorgathen, en conferencia de prensa.

El ejecutivo explicó que la noche del martes llegaron a La Paz unas 35 cisternas con combustible, las cuales permitieron despachar desde la madrugada hasta la media mañana de este miércoles unos 800.000 litros.

“Vamos a despachar más de 2.500.000 litros hoy (miércoles) en el día; entonces, a la población (informar que) van a tener el tanque lleno (de sus vehículos), tenemos problemas logísticos pero el combustible está garantizado y estamos viendo la forma de transportar”, dijo.

Explicó que, actualmente, la ruta “más fácil” para el transporte de los combustibles es la carretera nueva Santa Cruz – La Paz; sin embargo, esta vía se encuentra bloqueada y ello “complica el trabajo logístico”.

“Estamos buscando rutas alternativas ya sea por Chuquisaca, Tarija y Beni, para llegar a cubrir esta demanda de combustibles en los diferentes departamentos”, afirmó.

Reiteró que, si bien existen problemas logísticos a causa de esa extrema medida, la estatal petrolera garantiza el abastecimiento de combustibles a la población de La Paz y del resto del país.

“El daño que tiene YPFB hoy es de un millón de dólares por día, por culpa de un bloqueo injustificado; sin embargo, para la población hacemos todos los esfuerzos que sean necesarios. (Tenemos que) trabajar 24 horas, hacer gastos adicionales para que la población tenga el combustible”, enfatizó.

Afines a Evo Morales sostienen el décimo día de bloqueo de caminos en demanda de elecciones judiciales – cuyo proceso para su realización es competencia del Legislativo y no del Ejecutivo – y una nueva candidatura del dirigente cocalero a las elecciones presidenciales; sin embargo, varios sectores rechazan y reprochan esta medida.