viernes, abril 12

Gobierno inyecta Bs 127 millones para apoyo a regiones afectadas por la sequía e incendios

El Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT) determinó inyectar Bs 127 millones para apoyar a las regiones afectadas por la sequía y los incendios forestales. Los recursos serán destinados para insumos, fertilizantes, pozos de agua y tecnología.

“El Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras va a invertir un presupuesto de más de 127 millones de bolivianos en todo el territorio nacional, esto de acuerdo a todos los informes que nos han hecho llegar”, dijo este miércoles el viceministro de Desarrollo Agropecuario, Álvaro Mollinedo, en conferencia de prensa.

Explicó que esa cartera de Estado tiene registrados 235 municipios de los departamentos de La Paz (norte), Santa Cruz, Cochabamba, Beni (Rurrenabaque, San Borja, principalmente), Oruro y Potosí, afectados por la sequía y los incendios forestales en 2023.

De ese modo, esos recursos económicos serán utilizados para la compra de insumos agrícolas, como semillas, fertilizantes (químicos y orgánicos), hidrogel, plantines y su entrega a más de 154.000 familias de productores agrícolas afectadas.

“Sabemos que muchas zonas del país han sido afectadas. Especialmente por los incendios se han perdido diferentes tipos de cultivos como cacao, café, cítricos y en estas zonas vamos a entrar con plantines”, señaló.

Una parte de esa inversión será utilizada para la adquisición de tecnología como los drones multiespectrales con los cuales se recorrerán las zonas afectadas para el levantamiento de información en campo de una manera más rápida.

Asimismo, con un presupuesto de al menos Bs 50 millones se harán perforaciones de pozos de agua en apoyo a unas 110 comunidades afectadas. Además, en zonas donde no hay fuentes de agua, se apoyará con cosechas de este líquido vital, almacenamiento, bebederos y distribución a través de cisternas.

También está previsto apoyar a la producción pecuaria afectada con insumos veterinarios como alimento balanceado, forraje y sales minerales, además de vitaminización y desparasitación.

“Desde ya, vamos a empezar a invertir estos 127 millones de bolivianos en todas las zonas donde ha habido afectaciones por diferentes eventos climáticos”, remarcó Mollinedo quien informó que la entrega de insumos (alfa alfa, alimento balanceado y bebederos) comenzó el martes en Oruro, al sector camélido.

Los recursos son destinados en el marco del “Plan sequía” y el “Plan agua para la vida, agua para la producción”, que fueron activados el año pasado por el Gobierno nacional ante la sequía y los incendios forestales en el país.